Frenos de Disco: no puedes dejar de ponerlos

Si lo tuyo es el ciclismo de carretera o el ciclismo de montaña, ¡pon atención! porque vamos a hablar en serio de la importancia que tienen para ti los frenos de disco.

Si bien son el tipo de frenos más utilizados en ciclismo de montaña, no ha sido lo mismo en el ciclismo de carretera (recordamos el accidente de Fran Ventoso en 2016, que ocasionó que la Unión Ciclística Internacional prohibiera su uso en esta modalidad de ciclismo).

Sin embargo esto está cambiando rápidamente y gracias al esfuerzo que están haciendo los fabricantes, cada vez son más los ciclistas que se deciden por este tipo de frenos (que fueron autorizados nuevamente por la UCI a partir de junio de 2018).

El mayor poder de frenada de los frenos de disco es apreciado hace algún tiempo por los ciclistas de montaña por el mayor control que les otorga sobre la bicicleta.

Así mismo, los ciclistas menos experimentados agradecen de ellos la mayor seguridad, principalmente en las bajadas y en los días lluviosos.

Post relacionados

Revisaremos brevemente los pros y contras de éstos, para que puedas tomar la mejor decisión para ti.

Frenos de disco (acercamiento). Fuente: freepik.es

Pros de los FD

  • Mayor potencia de frenado. Sobre todo para los descensos a velocidad moderada. El sistema de frenos de disco hidráulico o míxto proporcionará la potencia de frenado que necesitas reduciendo la fatiga al tener que ejercer menos presión en la palanca del freno.
  • Mejor y más seguridad de frenada en condiciones de lluvia. A diferencia de los frenos convencionales, donde hay una gran variable entre el tiempo de aplicación del freno y el comienzo de la frenada efectiva, los frenos de disco funcionan instantáneamente, húmedos o secos.
  • Menos desgaste del freno en descensos en condiciones de lluvia. El freno convencional consume freno y llanta al momento del frenado en descenso, reduciendo la vida útil de ambos. Esto no ocurre con los frenos de disco.
  • Menor necesidad de mantenimiento de las llantas. Por lo mencionado en el aparte anterior.
  • Excelente capacidad de disipación del calor. Su mayor ventaja sobre los frenos convencionales, que disipan muy mal el calor, haciéndolos los frenos de elección cuando se van a enfrentar fuertes descensos.

Contras de los FD

  • Su peso. En ocasiones se pagan hasta €1000 adicionales por conseguir una bicicleta de 0,750 a 1 kg más liviana que otra. Al colocar frenos de disco, estamos agregando de 0,500 a 0,800 kg de peso a nuestra preciada bicicleta.
  • Su costo. Los FD agregan de €100 a €600 al costo de un modelo de freno convencional.
  • Mayor mantenimiento. Los FD se desgastan a veces más rápidamente que las pastillas de los frenos convencionales, pudiendo incluso dañar el rotor o los calibradores si no son cambiados a su debido tiempo. Los frenos de disco híbridos requieren menores costos de mantenimiento que los hidráulicos puros, asunto a tener en cuenta.

Nosotros somos más inclinados (y es nuestra recomendación) al uso de los frenos de disco, a pesar de sus contras.

Sin embargo, la decisión final es enteramente tuya.

@DrFcoZapata

Compartir

Esta web usa cookies